Savia de Abedul, propiedades y beneficios saludables

¿La savia de abedul qué propiedades tiene? ¿Para qué sirve esta savia de abedul y cómo podemos tomarla? Todas estas cuestiones y muchas más, resueltas en nuestro artículo. ¡Toma nota! Te sorprenderán los beneficios que tiene la savia de abedul para nuestro organismo y nuestra salud. Además, aprenderemos a cómo tomarla para contribuir a tu pleno bienestar.

Abedul, árbol con propiedades medicinales

Primeramente, nos preguntamos qué es el abedul, éste es un árbol con propiedades medicinales y de él, se extrae la savia de abedul.

Concretamente, el abedul pertenece al género de árboles Betula dentro de la familia Betulaceae. [1]Abella I. La Magia de los Árboles. Barcelona. RBA Libros, colección Integral: 1996

Seguidamente, en relación a sus características, los abedules:

  • Están preparados para una rápida expansión en condiciones favorables. Esto es gracias a su gran producción de frutos ligeros, de fácil germinación y multiplicación vegetativa.
  • Soportan bien las oscilaciones térmicas y el frío, resistiendo también temperaturas elevadas en verano, siempre que el suelo mantenga un cierto grado de humedad.
  • Poseen hojas con excelentes propiedades diuréticas.
  • Sirven para tratar múltiples problemas dermatológicos: psoriasis, eczemas, sarna y tiña, entre otras aplicaciones tópicas. Gracias la destilación seca de la corteza del abedul.
  • Destacan por ser árboles de metabolismo muy activo. Sus raíces bombean nutrientes, contribuyendo al equilibrio del suelo.

Descubre más sobre el abedul, qué es y qué beneficios tiene en nuestro artículo sobre esta planta medicinal.

savia-de-abedul-como-tomar

Por otro lado, así como el abedul es capaz de contribuir de manera favorable a las condiciones del lugar donde habita, de igual modo contribuye a equilibrar múltiples trastornos de nuestra salud, favoreciendo nuestra propia capacidad drenante y depurativa. Esto es gracias a su savia. [2]Balasch E, Ruiz Y. Diccionario de plantas curativas de la Península Ibérica. Madrid. Servilibro

Pero, esta savia de abedul, ¿qué propiedades tiene? ¿Cómo se extrae y cómo se consume? ¡No te pierdas detalle!

Qué es savia de abedul

La savia de abedul (seve de bouleau) es un líquido de gusto ligeramente dulce. Creado gracias al agua que los abedules absorben del suelo para estimular su desarrollo.

Con la llega de la primavera, esta savia sube de las raíces hasta llegar al tronco del abedul, por lo que es un momento perfecto para realizar su recolección manual.

En cuanto a sus características, se trata de un líquido muy claro, casi incoloro. Es muy similar al agua. Contiene glucosa, ácido tartárico, mucílagos, hormonas vegetales, aminoácidos libres y abundantes minerales. Aunque su concentración varía dependiendo de la naturaleza del suelo.

Concretamente, con esta savia se puede elaborar por fermentación, la cerveza o vino de abedul. Al día, se pueden extraer de 2 a 10 litros de savia del árbol abedul.

Cómo se recoge y se extrae

Al final del invierno y durante la primavera, de 10:00h a.m. a 18:00h pm en los meses de febrero, marzo y abril, dependiendo de las zonas, antes de que salgan las hojas, se realiza una incisión o perforación en la parte mediana o superior del tronco. En él, insertan un pequeño tubo para el drenaje.

Así, la savia va saliendo y depositandose en los vasos de cosecha dispuestos para tal fin. [3]Duraffourd C, D’hervicourt L, Lapraz J.C. Cuadernos de Fitoterapia Clínica.Barcelona. Masson: 1997

Savia de abedul propiedades

La savia de abedul tiene propiedades muy beneficiosas para nuestro organismo desde la antigüedad. Esto se debe a su contenido en minerales, oligoelementos, magnesio, hierro, calcio, zinc, manganeso, vitaminas B y C. ¡Y mucho más!

Concretamente, en el siglo XVI, Mattioli afirmaba que: “el abedul tiene grandes propiedades y la virtud de romper las piedrecillas, tanto de los riñones como de la vejiga, si se continua usando”, además “elimina las manchas del rostro y otorga belleza a la piel y al cutis”

como-tomar-savia-de-abedul

Seguidamente, en Alemania se tomaba esta savia en ayunas por primavera, contra el mal de piedra, la gota o la tisis. Se conservaba en recipientes de vidrio (redomas) que se llenaban de aceite para evitar que el líquido se corrompiera. También se decía que “el que usa cucharas y vasos de esta madera, no adolece del mal de piedra.”

Además, numerosos autores le atribuyen a la savia de abedul propiedades depurativas y diuréticas, útiles para los pacientes afectados de reumatismo crónico, gota, litiasis urinaria o dermatosis.

También, la savia de abedul es utilizada como remedio fundamental para el tratamiento de la celulitis.

En definitiva, caracterizan a la savia de abedul propiedades drenantes y antiinflamatorias, entre otras, que definen para qué sirve la savia de abedul:

  • Depurar nuestro organismo por su efecto drenante.
  • Adelgazar por sus propiedades hipolipemiantes e hipocolesterolemiantes
  • Llenarnos de energía.
  • Estimular nuestra salud.
  • Favorecer el bienestar de nuestros riñones, pulmones, hígado y piel.
  • Desinflamar y cicatrizar.
  • Antibacterial ya que ayuda a combatir infecciones
  • Anticatarral y antiespasmódicas para aliviar cólicos estomacales.

Por otro lado, según el Portal de la Red de Salud de Cuba [4]http://www.sld.cu/galerias/pdf/sitios/williamsoler/abedul.pdf, las cortezas de abedul son muy ricas en taninos, por lo que ejercen un efecto astringente dermatológico que favorece la cicatrización de las heridas.

Cómo tomar la savia de abedul

Para beneficiarnos de las propiedades de la savia de abedul pura y fresca, debemos ingerirla.

Concretamente, ha de consumirse en un máximo de 48 horas tras su extracción. Sin conservantes y sin pasteurizar, con el objeto de mantener este líquido en el estado más natural posible. La extracción y envasado de la savia de abedul debe ser natural y conservarse en un lugar frío y fresco.

Una vez la tengamos para poder consumirla, debemos ingerir dos vasos pequeños al día, mañana y noche. O un vaso grande al día. Elijamos la forma que elijamos, debe consumirse durante 3 semanas.

En cuanto al modo de consumirla, podemos tomarla sola o diluir en agua. Aconsejamos elegir esta última opción, ya que en agua potenciamos su acción diurética. Por tanto, si decides tomarla con agua, deberás añadir medio vaso de savia de abedul (150ml aproximadamente) y la misma cantidad de agua.

Es importante recordar que debe consumirse lejos de las comidas.

La tomes como la tomes, tu organismo se beneficiará de sus increíbles propiedades, contribuyendo a fomentar tu bienestar.

Además, la savia de abedul también está indicado para utilizarla durante un período de dos meses, en caso de sobrepeso, obesidad o celulitis. [5]De Gubernatis A. Mitología de las plantas. Leyendas del reino vegetal. Palma de Mallorca. Alejandría: 2003

savia-de-abedul-para-la-piel

Recuerda que en Herbolario Casa Pià tenemos savia de abedul para comprar. Caracterizada por ser fresca, pura y recién extraída sin manipulaciones.

Atribuciones para la piel

El uso tópico de la savia de abedul sería útil en el tratamiento de:

  • Aftas o llagas
  • Heridas cutáneas
  • Calvicie precoz
  • Caspa
  • Grasa
  • Cabellos encrespados. Para dejarlo suaves y sedosos.
  • Gingivitis

Ahora que ya conocemos para qué sirve la savia de abedul, sus propiedades y beneficios para nuestra salud. ¿Comenzamos a beneficiarnos de ella?

Referencias[+]